By using our website, you are agreeing to cookies being stored and Google Analytics being used on your device in order to offer the best possible service. You can find more information on this here.

B2B service for the tourism industry To website for visitors to Vienna
Colorful tiles on the roof of St. Stephen's Cathedral in Vienna

Viena Prensa Actual – 03/2016 Miradores de Viena

Entre los miradores más populares de Viena se encuentra el símbolo de la ciudad, la Catedral de San Esteban. A esta obra maestra de la arquitectura, situada en pleno corazón de la ciudad, se puede acceder de dos maneras: con un ascensor se puede subir a una plataforma de la torre norte, en la que se encuentra la gran campana de la catedral (Pummerin), mientras que una estrecha escalera de caracol de 343 peldaños permite acceder (con un poco más de esfuerzo) a una estancia de la torre situada a 137 metros de altura. Las vistas del casco antiguo son maravillosas desde ambos miradores. También una vuelta en una de las góndolas de la Noria Gigante del Prater permite disfrutar de unas magníficas vistas panorámicas. Y en el Parque del Palacio de Schönbrunn, otra de las obligatorias atracciones turísticas de Viena, merece la pena subir a la Glorieta situada sobre una colina, desde la que se puede gozar de una vista histórica de la ciudad. La Torre del Danubio, construida en 1964 con motivo de la Muestra Internacional de Jardinería de Viena, es ya sólo por su altura un mirador recomendable. En sólo 35 segundos, dos ascensores llevan al visitante a un restaurante giratorio situado a 165 metros de altura, desde el que se divisa una vista panorámica de toda Viena y sus alrededores. También vale la pena realizar una visita de la Casa del Mar, que se encuentra cerca de la concurrida calle comercial Mariahilfer Strasse. Desde sus plataforma pueden observarse los tejados de la urbe.

Asimismo desde alguno hoteles de Viena se puede gozar de espectaculares vistas de la ciudad. Por ejemplo desde el Sofitel Vienna Stephansdom, situado a orillas del Canal del Danubio, cuyo restaurante de la planta 18, ”Das Loft“, permite gozar de una vista magnífica del casco antiguo, además de un fascinante techo pintado de colores por la artista suiza Pipilotti Rist. Desde una mayor altura puede gozarse de las impresionantes vistas del Meliá Vienna, que posee un restaurante en la planta 57 del DC Tower, a orillas del Danubio. Y finalmente hay que mencionar por supuesto los bellos miradores de los espacios verdes que pueden ser descubiertos durante paseos y excursiones. Para una vista panorámica se recomiendan las colinas de la ciudad llamadas Kahlenberg y Leopoldsberg, las atalayas de los Bosques de Viena y los viñedos de la periferia.

Contacto:

Rate this article
Feedback to the vienna.info editorial team

Please complete all the mandatory fields marked with *.

Title *
Title
Service links