By using our website, you are agreeing to cookies being stored and Google Analytics being used on your device in order to offer the best possible service. You can find more information on this here.

B2B service for the tourism industry To website for visitors to Vienna
Colorful tiles on the roof of St. Stephen's Cathedral in Vienna

Viena Prensa Actual – Enero de 2014 150 aniversario de la Avenida del Ring: el nacimiento de un suntuoso bulevar

Durante el año conmemorativo de 2015 están previstas varias grandes exposiciones dedicadas al tema de la Avenida del Ring. Ya en 2014, la muestra Experimento metrópolis - 1873: Viena y la Exposición Universal que realiza el Wien Museum Karlsplatz del 15.5. al 28.9.2014 está dedicada no sólo a la exposición sino también a la construcción del Ring y a otros grandes proyectos urbanísticos (www.wienmuseum.at).

La historia de la Avenida del Ring empieza el 20 de diciembre de 1857, cuando el emperador Francisco José ordenó el derribo de las murallas y fortificaciones que rodeaban el centro de la ciudad y la urbanización del glacis (el terreno que servía de zona militar situado delante de los antiguos bastiones y la muralla) con una elegante avenida y representativos edificios. El mayor proyecto urbanístico en la historia de Viena se convirtió en el punto de conexión entre el casco antiguo (en el que predominaban el Palacio imperial y los palacios de las familias nobles) y los barrios de la pequeña burguesía que lo rodeaban. Al mismo tiempo, este gran proyecto era una respuesta al rápido incremento de la población de Viena. Entre 1857 y 1868 la población de la ciudad se incrementó en un casi 30 por ciento, y ya en 1890 sobrepasaba el millón de habitantes. La construcción de la Avenida del Ring significó además la transformación de la residencia feudal del Imperio de los Habsburgo en una metrópolis europea.

Al concurso internacional se presentaron 85 proyectos, aunque ninguno de ellos fue realizado en su totalidad. Una comisión se encargó de crear un “plan general“ basado en los mejores proyectos. En este plan se decidió la construcción de una doble avenida de forma casi circular de unos 57 metros de anchura y cinco kilómetros de longitud en la que se erigirían monumentales edificios públicos, palacios, viviendas de alquiler, plazas y zonas verdes. La superficie disponible tras la demolición de las fortificaciones (en total unos 2,4 millones de m², o sea la de unos 300 campos de fútbol) que no estaba destinada a la construcción de edificios públicos, calles o parques, fue vendida a particulares a precios elevados, y los ingresos realizados sirvieron para financiar la construcción de los edificios públicos. A los particulares que adquirieron estos terrenos se les concedió la exención de impuestos durante un período de 30 años, a condición de que urbanizaran el terreno en un plazo de cinco años.

La capital del Imperio se convirtió en una inmensa zona en obras, cuyos trabajos se iniciaron a pleno ritmo en 1858. Desde el inicio de las obras hasta la inauguración oficial de la Avenida del Ring el 1 de mayo de 1865 (en presencia del Emperador y su esposa) transcurrieron apenas siete años. Sin embargo sólo se había realizado una parte del proyecto hasta ese día. Pero la rapidez de las obras de la Avenida del Ring fue en detrimento de los trabajadores, ya que los obreros de la construcción y de las fábricas de ladrillos realizaron muchas horas de durísimo trabajo por un salario irrisorio. Los ladrillos procedían principalmente de las fábricas situadas en el sur de la ciudad y sus trabajadores solían ser inmigrantes de tierras de Bohemia, lo que les valió el apodo de “Ziegelböhm” (bohemios de ladrillo).

El proyecto urbanístico de la Avenida del Ring, de impresionantes dimensiones, atrajo enseguida a numerosos inversores, constructores y arquitectos de toda Europa. El arquitecto Gottfried Semper (que proyectó el Burgtheater y los museos imperiales) era originario de Hamburgo, el urbanista Ludwig von Förster, de Franconia y Theophil Hansen, de Dinamarca. Los grandes edificios de la Avenida del Ring fueron construidos por grandes familias, como los Ephrussi (banqueros ucranianos), los Epstein (una acomodada familia judía burguesa de Praga) o los Todesco (grandes comerciantes de Rumanía).

Contacto:

Rate this article
Feedback to the vienna.info editorial team

Please complete all the mandatory fields marked with *.

Title *
Title
Service links